Mr Hurtado y su pequeña confusión

 

Editorial 



En el último consejo de gobierno Mr Hurtado mostró los avances de su gestión en estos casi dos años de mandato, al mostrar el avance de recaudo de la Alcaldía, me causó curiosidad la siguiente aseveración realizada por el mandatario comparando la evolución del recaudo de impuestos  "En el 2019 el 78% cumplió, en el 2020 el 83%, y en el 2021 el 95%, y eso significa que hay confianza en nuestro gobierno"

En primer lugar, el alcalde desconoce la racionalidad de los agentes económicos en el mercado, es decir, el Concejo Municipal por iniciativa de la administración aprobó unos incentivos tributarios con el fin de enfrentar la pandemia del COVID 19, evidentemente, los incentivos buscan aumentar el recaudo, y la lógica es la siguiente, un contribuyente siempre espera maximizar su beneficio, es decir, lograr el mayor beneficio al mínimo costo, esto implica que el ciudadano al recibir el incentivo buscará ganar la recompensa en la medida que se genera un ahorro y con ello podrá, acceder a satisfacer otras necesidades en su diario vivir.

En otras palabras alcalde, el recaudo aumentó no por la confianza de la ciudadanía en su gobierno, el recaudo aumentó por que los ibaguereños como cualquier homoeconomicus siempre buscará maximizar su utilidad-beneficio y minimizar o reducir las pérdidas, apreciado alcalde los Ibaguereños buscan optimizar sus decisiones, es así de simple. Lo que sí se debe destacar, es la eficiencia de la secretaría de hacienda municipal en dicho proceso, pero en nada tiene que ver la confianza ciudadana en su gobierno.




En segundo lugar, la literatura al respecto afirma también, que la confianza ciudadana está ligada a la percepción que la ciudadanía tiene del mandatario, y la percepción que presenta Ibagué como vamos no es la mejor apreciado Hurtado.

La confianza ciudadana está ligada en la capacidad de satisfacción que la administración genera a las solicitudes o necesidades de la población, en ese sentido, “La confianza ciudadana está directamente asociada con la capacidad que tienen los diferentes órdenes de gobierno e instituciones para satisfacer las demandas de los ciudadanos; en otras palabras, ligan la confianza ciudadana con medidas de desempeño de las instituciones” (Levi & Stoker, 2000), eso implica apreciado alcalde que su hipótesis es completamente falsa, si no es así, le solicitó contraste estadísticamente que su afirmación es cierta.

Finalmente, quiero compartir un pequeño modelo realizado por los profesores Missael Ruíz, Blanca Ochoa e Ismael López, donde se construyó un índice de confianza ciudadana para las instituciones gubernamentales.




Seria importante que la desacreditada secretaria de desarrollo económico realizará algunos estudios que permita comprender la dinámica de la económica local, da tristeza Alcalde que esa secretaria tenga históricamente secretarios tan limitados en temas de desarrollo, y ahora con el bajo cumplimiento en el presupuesto de la secretaria, es una muestra de la improvisación en la misma.

El modelo propuesto es el siguiente, ojalá sirva de marco teórico para una próxima intervención apreciado Alcalde.

ICC = (IS * a) + (ISE * ß) (1)

Donde:

ICC = Índice de confianza ciudadana

IS = Índice de seguridad

α = Porcentaje de personas a las cuales les preocupa más la inseguridad que la situación económica.

ISE = Índice de situación económica.

ß = Porcentaje de personas a las cuales les preocupa más la situación económica que la inseguridad.

Lea también: En lo corrido del año los alimentos en Ibagué suben al 13,8%

 

Comentarios

Podcasts Controversia

Podcasts Controversia

Entrevista Estefanía Patiño Ocampo

Saludo María Fernanda Alarcón

Un poco de Estefanía

Nota Económica 30 de marzo

Nota Económica 24 de marzo

Nota Económica 25 de marzo

Luckia